LA AUTORIDAD DEL CREYENTE KENNETH HAGIN PDF

Hagin Captulo 1 Las Oraciones de San Pablo El tema de este libro se basa en la Epstola de San Pablo a los Efesios, y por eso se insta a los lectores que comiencen este estudio leyendo detenidamente los primeros tres captulos de Efesios. El captulo 1 y tambin el captulo 3 concluyen con una oracin. Pablo nos dice que ora por la iglesia en Efeso. En el captulo 1, versculos 16 y 17, leemos: No ceso de dar gracias por vosotros en mis oraciones, para que el Dios de nuestro Seor Jesucristo, el Padre de gloria, os d espritu de sabidura y de revelacin en el conocimiento de l". El Espritu Santo es el que da estas oraciones de los captulos 1 y 3 de Efesios.

Author:Meran Yoran
Country:Sri Lanka
Language:English (Spanish)
Genre:Software
Published (Last):25 September 2005
Pages:410
PDF File Size:5.22 Mb
ePub File Size:17.15 Mb
ISBN:114-4-52959-609-8
Downloads:76546
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Nikolrajas



Cel: - Por: Kenneth E. La Autoridad del Creyente. Kenneth E. Pablo nos dice que ora por la iglesia en Efeso. Pablo hizo estas oraciones no solamente por la iglesia en Efeso. Estas oraciones pueden aplicarse a Ud. Son tanto para nuestro beneficio hoy como para el de aquella iglesia. Yo usaba yo donde Pablo usaba vosotros. Ahora le sugiero que pruebe Ud.

Si Ud. En Efesios leemos: "Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes". Se refiere a la iglesia entera, no a unos pocos individuos.

Del mismo modo esta autoridad es nuestra si tenemos conocimiento de ella o no. Al echarle en falta, los vecinos investigaron y lo encontraron muerto en la cama. Necesitamos saber lo que es nuestro, pero saberlo no basta. Es cuando actuamos en lo que sabemos lo que trae resultados. En verdad recibimos esta autoridad cuando nacemos de nuevo. Algunos creen que esta autoridad sobre el diablo es de unos pocos individuos a quienes Dios ha dado poder especial. Sabe que cuando el hijo de Dios descubre la verdad, ya no es dominado por el enemigo.

Sin embargo, no dieron uniformidad a otras. Estos simplemente alzan la mano y los autos se detienen. La autoridad es poder delegado. Procuran aguantar y esforzarse. Pero las Escrituras no dicen que uno debe esforzarse. El es fuerte en la autoridad que le es investida. Ejerza su autoridad. Tienes que marcharte". Sus palabras no surtieron efecto. De esa manera hay que hacer con el diablo. Nos quedaba muy lejos todo auxilio.

O, "les doy autoridad". Por lo tanto, ejerza Ud. Nuevamente nos encontramos con la misma palabra griega la cual es traducida "autoridad". Ya lo ha hecho. Hemos muerto con El y hemos sido levantados con El. Todos los principados, poderes, grandezas, dominios y titulados de este siglo y del venidero han luchado por invalidar el plan de Dios.

Muchos no hacen caso de este hecho. Preparando un trono y un ministerio celestial para los que por El salieran vencedores. Naturalmente, la cabeza y el cuerpo, son levantados juntos; Cristo la cabeza y la iglesia, el cuerpo. Estamos sentados con El. La cabeza y el cuerpo de Ud. Al pensar en una persona se piensa en su cabeza y en su cuerpo. Somos Cristo. Pablo llama al cuerpo o a la iglesia, Cristo. Gracias a Dios, somos el cuerpo de Cristo.

Somos uno con Cristo. Estamos sentados a la diestra de la majestad en las alturas. Estamos sentados con El en lugares celestiales. Todas las cosas han sido puestas debajo de nuestros pies. Sin embargo, la cruz es en realidad un lugar de derrota. No estamos en la cruz. Morimos con Cristo, pero ahora nos ha levantado con El.

Hemos sido sentados con El. Y sin embargo casi no sabemos nada acerca de ello. La diestra del trono de Dios es el centro del poder del universo entero. Esta autoridad nos pertenece a nosotros.

Somos sentados con El compartiendo Su trono. El compartir un trono significa, sin duda alguna, el compartir la autoridad que representa el trono. Un hombre, Juan Alejandro Dowie, nacido en Escocia, fue universitario, abogado y predicador.

El Sr. Tenemos la autoridad porque somos de Cristo. Esta autoridad la tenemos para disfrutarla, ya que estamos sentados con El. De esta forma el Sr. Nuestro error es que hemos postergado todo hasta el futuro. Sin embargo, debemos acordarnos que estamos en el mundo, pero no somos del mundo.

No nos domina. Necesitamos entretejer estas verdades con nuestra vida. Esta autoridad en la tierra nos ha sido delegada. Muchos problemas persisten porque los permitimos; no hacemos nada con ellos. Este era la oveja descarriada de la familia.

A pesar de mis oraciones, iba de mal en peor. Cuando un rey da una orden, sabe que se va a cumplir. Hay gente que trata de usar esta autoridad, pero cuando las circunstancias no se alteran de inmediato, se turba y vuelve a lo natural. Ya no creen, se dejan vencer, y permiten que el diablo las domine. Era lunes y me tocaba predicar el jueves. Como ve Ud. En la mente de Cristo fuimos levantados cuando Cristo fue levantado.

Pero ahora estamos sentados con El, con toda la autoridad dada a El, porque por El es nuestra. Le ayudamos a llevar a cabo su obra en la tierra.

La Palabra de Dios nos dice que venzamos al diablo. Entonces el intruso se puso a dar saltos y a gritar. El demonio actuaba como un perro castigado. Entonces le dije que se fuera y se fue. Los que piden que Dios reprenda al diablo pierden el tiempo.

Al poner las manos sobre los enfermos, uno usa la autoridad sobre el diablo. No dice que debe Ud. Le toca a Ud. La autoridad es suya, aunque no la sienta, pues el sentir no tiene nada que ver con ello. Su adversario es uno puesto en contra de Ud.

Nos piden que oremos para que el diablo no los alcance. Pero ya los ha alcanzado. Deben enfrentar el hecho que ellos deben hacer algo al respecto.

Piden que los pastores oren por ellos, y cuando nada resulta, sugieren que al pastor le falta algo. Dios le ha dicho que anden, pero no pueden. Pablo dice en Efesios "Ni deis lugar al diablo".

A menos que Ud. Los creyentes han sido libertados. En Colosenses leemos: "El cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo".

DATA STRUCTURES A PSEUDOCODE APPROACH WITH C GILBERG PDF

Kenneth Hagin La Autoridad Del Creyente1

.

7M0880 PDF

La Autoridad del Creyente (The Believer's Authority - Book)

.

AMADEUS VOLDBEN LIBRI PDF

La Autoridad Del Creyente (The Believer's Authority)

.

Related Articles